Tratamientos para el tabaquismo

La Terapia Sustituiva con Nicotina (TSN) (en forma de parches, chicles y comprimidos), Bupropión y Vareniclina son los tres tratamientos farmacológicos de primera línea que han demostrado evidencia científica suficiente.

Para alguien que no fuma, sugerir a un fumador empedernido que lo deje parece fácil. Pero no lo es. Todo fumador debe recibir intervención terapéutica para incitarle, animarle o ayudarle a dejar de fumar. La forma e intensidad del tratamiento que se brinde a cualquier fumador depende de las características de cada uno. El grado de motivación que el sujeto tenga para dejar de fumar, así como, su grado de dependencia física y psíquica deben ser adecuadamente valorados para proporcionarle el mejor tratamiento.

El tratamiento que debe recibir cualquier fumador que quiera realizar un serio esfuerzo por dejar de fumar incluye una combinación de tratamiento farmacológico para aliviar la dependencia que el sujeto tiene por la nicotina y asesoramiento psicológico para combatir la adicción que el fumador tiene por el consumo inhalado de tabaco.  La Terapia Sustituiva con Nicotina (TSN) (en forma de parches, chicles y comprimidos), Bupropión y Vareniclina son los tres tratamientos farmacológicos de primera línea que han demostrado evidencia científica suficiente.

TSN

El doctor José Carreras, jefe de la Unidad de Tabaquismo del Hospital Carlos III de Madrid, ha señalado que la ventaja de los parches TSN de 24 horas es que, al paliar en gran medida los síntomas que se producen en las primeras horas después de levantarse, la abstinencia va a resultar más llevadera para la persona que lo esté siguiendo. «En otras palabras, una persona que esté dejando de fumar, va a sufrir menos con parches de 24 horas que con los de 16 horas».

Además de menor ‘craving’ -deseo intenso de fumar-, los participantes en el estudio que fueron tratados con parches de 24 horas experimentaron menos irritabilidad y agitación. La investigación ha permitido comprobar también que los parches 24 horas no solamente disminuyen la ansiedad de la mañana en mayor medida que los de 16 horas, sino que el control de los síntomas es mayor durante todo el día, gracias al suministro continuado y regular de nicotina durante todo el día. Según el doctor José Carreras, la nicotina pura suministrada por vía cutánea no tiene una repercusión negativa en la salud de la persona que lleva el parche.

Bupropión

La prescripción del bupropión, que ya se financia para el tratamiento de la depresión mayor, se produce bajo receta electrónica en pacientes que estén incluidos en un programa de apoyo individual y/o grupal y que tienen una motivación expresa de dejar de fumar con, al menos, un intento en el último año, fumar 10 cigarrillos o más al día y tener un alto nivel de dependencia. El coste del tratamiento al día es de, aproximadamente, 0,66 euros por persona, un precio más bajo que la vareniclina, la cual es de 2,9 euros. Asimismo, a nivel mensual, con la inclusión de estos medicamentos en la prestación farmacéutica, la vareniclina reducirá su precio en un 30% y el bupropión en un 66%.

Fuente: https://www.elperiodico.com/es/bienestar/20201028/tratamientos-para-el-tabaquismo-8178011