Candida auris: el llamado “súper hongo”

Infecciones graves, resistente a medicamentos y su difícil diagnóstico hacen de este patógeno una preocupación a nivel mundial.

La Candida auris es un hongo emergente que ha sido catalogado como una grave amenaza para la salud a nivel mundial debido a que causa infecciones graves en el torrente sanguíneo, infecciones en heridas o en el canal auditivo; además, suele ser resistente a medicamentos, su detección suele ser difícil y que se propaga en centros de atención médica.

Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) del Gobierno de Estados Unidos han compartido una amplia información sobre todo lo que se tiene que saber de este “super hongo”.

¿Por qué es la Candida auris un problema?

Existen cuatro grandes razones por las que el “super hongo” de la Candida auris es un problema de salud internacional.

La primera es porque puede causar infecciones invasivas sanguíneas y de otros tipos, especialmente en los pacientes que están internados en hospitales, hogares de ancianos y que tienen muchos problemas médicos.

Los medicamentos antimicóticos, que comúnmente se usan para tratar otras infecciones por Candida, con frecuencia no tienen efecto en este súper hongo. Algunas cepas aisladas de Candida auris son resistentes a las tres principales clases de medicamentos antimicóticos que se usan para tratar al patógeno.El hongo Candida auris cultivada en una placa de Petri. (CDC)El hongo Candida auris cultivada en una placa de Petri. (CDC)

Otra de las razones de preocupación alrededor de este honhg es que se está volviendo más frecuente. Si bien se descubrió en el 2009, la cantidad de casos ha aumentado rápidamente.

La Candida auris es difícil de identificar, incluso puede ser identificada de un modo erróneo como otro tipo de hongo, regularmente se identifica hasta que se usan métodos especializados de laboratorio para su diagnóstico.

¿Cómo saber si se está infectado?

Las personas que contraen infecciones invasivas por especies del género Candida generalmente ya están enfermas por otras afecciones, lo que dificulta saber si tienen una infección específicamente por Candida auris.

Los síntomas más comunes de una infección invasiva por especies del género Candida son: fiebre y escalofríos que no mejoran después de un tratamiento con antibióticos administrado por una presunta infección bacteriana.

Solo mediante una prueba de laboratorio se puede diagnosticar una infección por Candida auris. Lo mejor es consultar al médico si cree que se tiene una infección micótica o asociada a la atención médica.

¿Quiénes están en riesgo de enfermarse por Candida auris?

Los datos limitados indican que los factores de riesgo para enfermarse por Candida auris generalmente son similares a los factores de riesgo para otras infecciones por especies del género Candida.

Dichos factores de riesgo incluyen: operaciones recientes, diabetes y el uso de antibióticos y medicamentos antimicóticos de amplio espectro.

También tienen mayor riesgo aquellas personas que han tenido estadías recientes en asilos de ancianos y que tienen sondas o tubos que entran a su cuerpo (como tubos para respirar o para alimentarse y catéteres venosos centrales).

Cabe mencionar que se han encontrado infecciones en pacientes de todas las edades, desde bebés prematuros hasta ancianos. Es necesario seguir investigando para aprender más sobre los factores de riesgo de infección por Candida auris.Este hongo se propaga principalmente en centros de atención médica. (REUTERS/Toby Melville)Este hongo se propaga principalmente en centros de atención médica. (REUTERS/Toby Melville)

¿Cómo se contagia la Candida auris?

La Candida auris se puede propagar en entornos de atención médica por medio del contacto con superficies o equipamientos contaminados o de persona a persona, sin embargo, es necesario investigar más para comprender mejor cómo se contagia.

Para prevenir el contagio de este súper hongo existen varias recomendaciones principalmente para familiares con pacientes contagiados, así como para personal médico y de laboratorio.

En el caso de familiares y otras personas cercanas a los pacientes con Candida auris se recomienda limpiarse las manos con agua y jabón o desinfectantes antes y después de tocar a un paciente contagiado o el equipamiento que haya en su habitación.

Para el personal de laboratorio, trabajadores de atención médica y funcionarios de salud pública se recomienda limpiar las habitaciones de los pacientes a fondo, al igual que limpiarse las manos correctamente y usar elementos de protección como batas y guantes.La mejor forma de prevenir el contagio es mantener limpias tanto la zonas donde un paciente infectado ha estado, así como al contagiado mismo. (Archivo)La mejor forma de prevenir el contagio es mantener limpias tanto la zonas donde un paciente infectado ha estado, así como al contagiado mismo. (Archivo)

¿Puede morir una persona a causa de una infección por C. auris?

Las infecciones invasivas por cualquier especie de Candida pueden ser mortales. No se sabe si los pacientes con una infección invasiva por Candida auris tienen mayores probabilidades de morir que los pacientes con infecciones por otras especies del género Candida.

Sobre la base de información de un número limitado de pacientes, entre el 30 y el 60 % de las personas con infecciones por Candida auris han muerto. Sin embargo, muchas de estas personas tenían otras enfermedades graves que también aumentaron su riesgo de muerte.

En promedio, uno de cada tres pacientes mueren dentro del mes luego de haber sido diagnosticados por una fuerte infección invasiva de Candida auris.

¿Cuál es el tratamiento?

La mayoría de las cepas de Candida auris han sido sensibles a las equinocandinas, sin embargo, están aumentando las notificaciones de casos resistentes a este medicamento.

Los pacientes tratados con antimicóticos deben vigilarse constantemente para ver si hay mejoría clínica. Deben hacerse cultivos de seguimiento y repetirse las pruebas de sensibilidad. Se han documentado infecciones sanguíneas de Candida auris tanto recurrentes como persistentes.

En el caso de que el paciente no responda clínicamente al tratamiento con equinocandinas o presente una fungemia persistente por más de cinco días, se debe considerar cambiar el tratamiento a una anfotericina B liposómica.El hongo es conocido desde 2009, pero sus casos han incrementado recientemente, lo que ha provocado alerta a nivel internacional. (
Dr. Fernando Torres-Velez, Wadsworth Center)El hongo es conocido desde 2009, pero sus casos han incrementado recientemente, lo que ha provocado alerta a nivel internacional. ( Dr. Fernando Torres-Velez, Wadsworth Center)

Faltan datos acerca del tratamiento más adecuado para las cepas panresistentes. El tratamiento combinado de antimicóticos ha dado resultados prometedores en las pruebas de laboratorio, pero no ha sido evaluado en entornos clínicos.

Hay medicamentos en investigación que se han probado contra la Candida auris y éstos se podrían considerar para los pacientes con colonias aisladas que sean resistentes a las equinocandinas.

Todas las demás consideraciones para el manejo de las infecciones por Candida auris son similares a las del manejo de las infecciones invasivas de otras especies de Candida.

Fuente: https://www.infobae.com/noticias/2022/10/31/candida-auris-todo-los-que-se-debe-saber-sobre-el-llamado-super-hongo/